desde un rincón...

...donde a veces las respuestas eran sólo nuevas dudas

"Y allí te espero, en el momento en que la pluma conoce al papel,
en el instante en que mis frases me desnudan..."
(Quique González)

viernes, marzo 11, 2005

11M

Alguien dijo una vez q quien olvida su pasado está condenado a repetirlo. Sólo por eso, por no olvidar, hoy recuerdo lo q significó este día hace un año. No sé cuantos miles de palabras habré dicho o escrito en toda mi vida. Sólo sé q nunca serán suficientes para expresar las sensaciones de aquellos momentos...

Nunca el silencio dijo tanto.

|

1 comentarios:

At 15/3/05 11:36 a. m., Blogger fj dijo...

Como es una lástima q en los otros comments haya quedado a trozos, cuelgo aquí completo el post de A. xq me halaga mucho q escriba aquí esto sabiendo lo q cuesta decir ciertas cosas (yo mismo ni quise decir nada más xq no me atrevía a recordar), y porque suscribo todo lo q ella dice en su comentario. gracias por encontrar las palabras q me faltaban.


"Quisiera que en vez de días de luto nacional algún día llegáramos a tener motivos para nombrar el día de alegría nacional.

No me gusta encender la televisión y ver durante semanas eso que tanto nos dolió a todos los españoles aquel miércoles a primera hora. No quiero oír grabaciones telefónicas de la estación de Atocha, ni ver vagones destrozados, ni paseos llenos de cipreses en un parque de Madrid. No quiero oir campanadas conmemorativas ni leer los periódicos del día. No quiero, porque me duele.

Muchos creyeron que los psicólogos los necesitaban sólo los más allegados (y todo mi respeto y apoyo para ellos), pero yo creo que casi todos los españoles necesitaríamos algún tipo de ayuda para superar esto, porque que un hecho tan indigno y atroz quede grabado en nuestra memoria nos dejará marcados para toda la vida.

Yo no he querido comentar esto en mi blog porque, como Nando bien sabe, a mi no me gusta recordar el dolor, porque quizá soy demasiado cobarde para hacerlo. No he sido lo suficientemente valiente (o macabra) para encender el televisor estos días y ver ni una sola de esas imágenes. Simplemente no puedo, no quiero vivir recordando lo peor de este mundo porque tengo fe en que podemos alcanzar algo mejor.

Creo firmemente que lo malo nos enseña a ser mejores, nos muestra que estamos equivocados y que hay otras vías. El mal es un medio, no es un fin. Nos enseña a superarnos, a querer ser mejores personas. Por eso sueño con un día en el que podamos recordar la alegría nacional y no el luto nacional. Sé que habrá un día en el que, después de toda la barbarie que la humanidad ha vivido y generado, aprenderemos definitivamente que todo este horror no es la respuesta.

Quiero desear ánimo a todos los que hemos sufrido por la barbarie del hombre. Tanto por el terrorismo islámico como por el de ETA o cualquier otro acto despiadado. Porque si tuviéramos que plantar un ciprés por cada muerto del terrorismo había que sumar otros mil de los muertos de ETA. Y cientos de mujeres maltradadas. Y millones de todo tipo de actos atroces.

Tened fuerza y tened esperanza. Porque si perdiéramos nuestra fe lo perderíamos todo. Un abrazo"

A.

 

Publicar un comentario

<< Home

Weblog Commenting and Trackback by HaloScan.com